EL TRIBUNAL SUPREMO CONFIRMA LA INEXISTENCIA DE PREFERENCIA DE LOS LISTADOS DE PERITOS PARA DESIGNACIÓN JUDICIAL DE LOS COLEGIOS FRENTE A LOS DE LAS ASOCIACIONES
 
El Tribunal Supremo en sentencia dictada por la Sala Tercera, de lo Contencioso-Administrativo, de fecha 27 de Junio de 2012 ha declarado la legalidad del Acuerdo del Pleno del Consejo General del Poder Judicial, que modifica la Instrucción 5/2001, de 19 de diciembre, del Consejo, sobre remisión anual a los órganos jurisdiccionales de las listas profesionales para su designación judicial como peritos y del Protocolo de actuación del servicio común procesal para la asignación de peritos judiciales de 9 de febrero de 2005. El recurso fue planteado por el Consejo General de Colegios de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria en el cual se personó oponiéndose al mismo el Consejo General de Peritos Judiciales y colaboradores con la Administración de Justicia.
 
Con ello viene a confirmar el cambio de posición que el CGPJ recoge en dicho Acuerdo eliminando la supuesta preferencia de los listados colegiales, tanto de los de colegiación voluntaria (apartado 9), como en los de colegiación obligatoria, pues si bien en el apartado 8 parece apuntar hacia una inicial preferencia de los mismos, posteriormente establece que cuando existan distintas titulaciones y/o profesiones susceptibles de realizar de forma adecuada la práctica pericial solicitada, se acudirá igualmente a los listados de peritos de todas las asociaciones profesionales, corporaciones y colegios (apartado 9). Ello, en la práctica, supone que en la mayoría de los casos se ha de acudir a todos los referidos listados pues son minoría las cuestiones objeto de pericial que queden a la exclusiva competencia de una única titulación de colegiación obligatoria y en la que además no concurran competencialmente otras titulaciones o profesiones.
 
Por otra parte en esta misma sentencia el Tribunal Supremo declara que la actividad de valoración inmobiliaria no es exclusiva de los agentes colegiados de la propiedad inmobiliaria, por lo que no cabe reconocer a los Colegios de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria la representación legal de los intereses concernidos en dicha actividad.
 
Lo anterior viene a confirmar la posición unánime del Tribunal Supremo relativa a que el único requisito exigible para la designación de peritos judiciales es la de ostentar alguna de las titulaciones oficiales, además de específicas y adecuadas a la naturaleza de la materia a peritar, con independencia de la procedencia de los listados.